Hombre es atacado por un cocodrilo… ¡¡¡creía que era de plástico!!!

Filipinas.- Un hombre se llevó el disgusto más grande de su vida cuando un cocodrilo lo atacó, luego de que este lo confundiera con uno de plástico, dejando al turista herido y sangrando de su brazo.

Nehemias Chipada, de 68 años, fue atacado por un cocodrilo de más de 3 metros de largo, luego de que se subiera a su piscina para tomarse una ‘selfie’ con él, en un parque de diversiones llamado Amaya View en Filipinas.

El hombre bajo la creencia de que el cocodrilo era un modelo realista, posó para una serie de fotos, pero esto lo llevó a caerse y en ese momento el cocodrilo lo atacó y se lanzó a su brazo izquierdo.

Su familia vio con horror cómo el reptil mortal lo arrastraba al agua. Por lo que después necesitaría varias cirugías en todo el brazo.

Afortunadamente, el padre, a quien se podía escuchar gritando pidiendo ayuda, logró engañar al animal y pudo huir del depredador.

Rápidamente los servicios de emergencias y fue trasladado de urgencia al Centro Médico Northern Mindanao para recibir tratamiento después de que el personal del parque le envolviera los brazos y las manos con pañuelos para detener el sangrado.

La familia de Nehemias ha criticado al parque temático por no advertir a los visitantes que había un cocodrilo en el aquel lugar.

Su hija, Mercy Joy Chipada, dijo: «No hubo avisos que nos advirtieran que no ingresáramos al recinto. Porque si los hubiera, nunca hubiéramos ido allí».

Los médico informaron a su familia que sufrió fracturas de huesos después del accidente y necesitó suturar ocho heridas en el brazo y el muslo izquierdos.

Un colmillo de tres pulgadas también se había incrustado en su carne por la fuerza severa de la mordedura del cocodrilo.

El testigo Rogelio Pamisa Antiga comentó: “Escuché a la gente gritar pidiendo ayuda y vi al cocodrilo maltratando al anciano. Pensé que le iba a morder el brazo».

«Quería ayudarlo, pero estaba asustado y no sabía cómo lidiar con un ataque de cocodrilo».

Luego del incidente el parque de diversiones acordó hacerse cargo de los costos de su tratamiento, pues este necesitaría varias cirugías para ayudar a reparar sus huesos rotos.

Sin embargo, la encargada de las visitas al parque de Amaya View, negó completamente la falta de señales de advertencia alrededor del parque.

Mientras que en apoyo a la encargada, la oficial de operaciones del parque, Candy Unabia, dijo: «Negamos la acusación de que hemos sido negligentes».

«Dijeron que pensaban que el cocodrilo también era artificial, pero esa área en realidad está restringida. Hay letreros y recordatorios constantes de nuestros guías turísticos».

Por lo que ambas han comunicado que no cederán ante las acusaciones y mostrar las pruebas correspondientes a las autoridades, para evitar alguna demanda por parte del sujeto.

Con información de 24 Horas

Foto: 24 Horas

error: Alert: Content is protected !!