Facebook y política luego del escándalo de Cambridge Analytica

La mega empresa que incluye Facebook, Whatsapp e Instagram está intentado a toda costa que el público sepa que se está manejando de manera transparente los anuncios políticos de cara a las próximas elecciones presidenciales de Estados Unidos.

Luego de verse envuelto en polémicas y muchas críticas sobre Cambridge Analytica y la supuesta venta de datos personales de los usuarios para fines políticos, Mark Zuckerberg está intentando salir ileso de las posibles críticas luego de la contienda entre Donald Trump y Joe Biden.

Para lograrlo la empresa dispuso que es necesario que todos los anunciantes verifiquen su identidad y muestren quién pagó por un anuncio en su plataforma publicitaria.

¿Facebook anhela transparencia total o parcial?

La empresa ha enviado cartas de cese y desistimiento a dos investigadores de la Universidad de Nueva York llamados Laura Edelson y Damon McCoy. Ambos forman parte del Proyecto de Transparencia Política en Línea, que están investigando cómo las personas son dirigidas por los anuncios para inclinarse por determinados candidatos.

El proyecto ayudó a desarrollar un complemento de navegador llamado Ad Observer, que permite a las personas compartir voluntariamente datos sobre anuncios políticos en Facebook.

Edelson y McCoy están particularmente interesados ​​en dos aspectos de los anuncios políticos que circulan por las redes .

1- Cómo se dirigen a determinadas personas

2- Cómo las campañas elaboran mensajes basados ​​en criterios como la raza o la edad.

Facebook afirma que Ad Observer compromete la privacidad de los usuarios. Esto, observa Alex Abdo, un abogado que representa a Edelson y McCoy, es “ridículo”, dado que “los usuarios del complemento se registran voluntariamente para donar datos” y “no comparte ninguna información de identificación personal”.

Facebook también afirma que Ad Observer viola sus términos de servicio al automatizar la recopilación de datos. Hay buenas razones para bloquear los agregadores de datos, pero Facebook está tratando de bloquear no la agregación de datos sino la investigación académica. No es la primera vez que intenta hacerlo. Los investigadores han pedido durante mucho tiempo a la empresa que permita la investigación de interés público pero hasta ahora la empresa se ha negado.

El problema aquí no se trata simplemente de anuncios políticos sino que se trata de quién controla la narrativa y el discurso. En un momento en el que Facebook, Twitter y otras empresas tecnológicas están tomando decisiones importantes que afectan el debate público, desde bloquear tweets hasta eliminar cuentas, no solo es importante la transparencia, sino que también es fundamental que los propios gigantes tecnológicos entiendan correctamente lo que significa ser transparentes verdaderamente.

Este debate resurge luego del boom de la publicidad online que se ha dado por la reciente pandemia de coronavirus. De hecho, desde la agencia de Marketing Digital de Costa Rica Say Whaat afirman que en los últimos meses de 2020 están recibiendo el triple o más de cantidad de pedidos de presupuestos para pauta digital en Facebook e Instagram, y de mercadeo digital en general.

Esta tendencia se observa de manera unánime en todos los países de Latinoamérica y Europa y no sólo en Estados Unidos. Los empresarios están volcándose de lleno al mundo digital para atraer a los consumidores con atractivos descuentos y promociones. En este sentido, el trabajo de las agencias de marketing digital es uno de los que más ha crecido durante la pandemia.