Empleados, la maldición del ISSSTE

Í N D I C E

Por Ruperto Portela Alvarado

IRRESPONSABILIDAD QUE SE CONTAGIA

Como en la escuela Montessori, en la Delegación-Chiapas del ISSSTE, cada uno hace lo que se le pega la gana, mientras el encargado del despacho, ingeniero OSCAR PINO CHONG, aplica la de “Don Sebas” y brilla por su ausencia en la oficina.

La verdad, es una desgracia que una Institución de tan nobles objetivos esté en manos de gente inútil, falta de criterio, responsabilidad y ética profesional. El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) no se merece esa actitud de los empleados y menos el trato que le dan a los más de 300 mil derechohabientes en Chiapas.

La denuncia a los empleados –con sus raras excepciones—es una constante que el delegado en turno debiera corregir por el bien de la institución; pero desgraciadamente es el primer irresponsable que nos encontramos en la cadena de pésima atención a los derechohabientes. Por mi parte, van tres ocasiones que llego a buscar al delegado OSCAR PINO CHONG y nunca está en su oficina. Solo su secretario particular (SOL RAMOS), en solitario empleado jugando con el teléfono y justificando a su jefe. A eso, le dejé mi número de celular para que me hablaran o concertaran una cita, pero ni eso pudieron hacer. La prepotencia y soberbia, primero.

Viene el tema por un trámite que hice ante el “Departamento de Pensiones, Seguridad e Higiene” de la Delegación-Chiapas del ISSSTE, a cargo de la doctora PATRICIA EUGENIA GARCÍA DÍAZ, desde el 25 de marzo de 2020 con respecto a mi “Solicitud de Ajuste de Cuota Pensionaria”, que a estas fechas, no ha podido responder. Esa es una prueba de la inutilidad de una funcionaria que no sabe de la materia a la que fue encomendada.

El pretexto perfecto: la pandemia. Por ese motivo de sanidad que provoca el Coronavirus, la señora PATRICIA EUGENIA GARCÍA DÍAZ, no ha podido contestar un oficio en más de seis meses y dos semanas. En otros casos, por una sencilla irresponsabilidad como esta, la empleada ya debió haber sido corrida del cargo. Pero seguramente es una protegida del delegado PINO CHONG, y eso le da el privilegio de la inoperancia sin consecuencias.

Pongo de ejemplo este asunto personal, pero es la constante diaria en las puertas e instalaciones de la Delegación-Chiapas del ISSSTE, donde se pueden ver las aglomeraciones de derechohabientes que exigen atención y las más de las veces no la reciben o en su caso, no les solucionan los problemas expuestos que la misma institución por incapacidad de sus empleados, les provoca.

Y si bien, en seis meses y dos semanas, la doctora PATRICIA EUGENIA GARCÍA DÍAZ no tuvo tiempo –quizá tampoco capacidad—para responder a un oficio de solicitud de “Ajuste de Cuota Pensionaria”, también se caracteriza por la mentira y el engaño a los derechohabientes. Hace mes y medio que acudí a su oficina de “Pensiones, Seguridad e Higiene” para que me diera la respuesta.

En primera instancia, una subordinada me mandó a la ventanilla 5 donde una funcionaria me trató amablemente y me invitó a esperar mientras iba a consultar si estaba el documento de respuesta. Le dijeron que fuera otra vez a la oficina de la doctora GARCÍA DÍAZ “porque ya tenían la respuesta”. No fue cierto y le exigí a la jefa de ese departamento me diera la contestación de inmediato. Me respondió que ellos no tenían mi documento y que yo no se lo había entregado.

Entramos en una discusión y le enseñé el oficio, a lo que me aseguro que éste no tenía el sello de su oficina. Le demostré que sí, con la fecha y la copia entregada al delegado PINO CHONG, quien por cierto, no se ha dignado tampoco responderlo ni atenderme personalmente para que le explique el asunto.

En fin, ya convencida que les había entregado el documento y que tenía el sello de su oficina, la doctora PATRICIA EUGENIA GARCÍA DÍAZ me pidió mi número de teléfono celular, el de mi domicilio, el correo electrónico y que me avisaría cuando estuviera el oficio de respuesta. Mes y medio después de esa promesa de que “en el transcurso de la semana” me entregaría el documento, no ha cumplido, demostrando su ineficiencia.

Pregunto entonces: ¿con estos funcionarios el ISSSTE va a cambiar su imagen de mala atención y servicio? Pues no; aunque en reserva del caso, sí hay otros empleados responsables que cumplen con sus tareas y sufren lo mismo “justos que pecadores”. Pues que no se vayan con la finta, conozco las entrañas de la delegación del ISSSTE-Chiapas y sé quiénes han sido justamente responsables y quiénes no. Solo que la improvisación, el amiguismo, las complicidades y los actos fraudulentos no permiten que una institución tan noble como el Instituto, se desarrolle a plenitud con su eslogan de “calidad y calidez”.

Dejo el dato para su análisis, reflexión y en su caso una respuesta…

ARELY MADRID, UN VALIOSO ACTIVO

Aclaro, yo no tengo interés partidista; no soy postulante a ninguna candidatura, cargo o puesto administrativo en el gobierno del Estado o Federal. Lo digo por mis artículos sobre la resucitación del PRI en esta nueva etapa de oposición, que no lo han sabido ser, hasta dónde va la gestión de la “nueva mafia del poder” de la 4T y Morena.

Agradezco la atención de mis lectores por el tema político priísta y otros partidos, así como la mención de personajes de relevancia en el quehacer del revolucionario Institucional, de las últimas décadas. Cierto, ya mencioné hombres, mujeres, dirigentes que usufructuaron las siglas del PRI y que ahora tienen la obligación de “resucitar al muerto” y evitar que lo bajen a la tumba.

No mencioné al “Satanás”, el ex Gobernador ROBERTO ARMANDO ALBORES GUILLÉN porque en las elecciones del 2012 y 2018 se fue por otras opciones y colores; pero puede ser una buena adquisición ahora que están reclutando a la vieja guardia y los nuevos valores.

Es el caso de ARELY MADRID TOVILLA, una mujer de la política que ha ocupado todos los cargos de representación popular y la administración pública, inclusive la dirigencia estatal del Partido Revolucionario Institucional con excelentes resultados. Se me olvidó mencionarla entre los activos de valor que pueden regresar a las filas del PRI que se ausentaron durante las gestiones, tanto del “Diablito” ROBERTO ALBORES GLEASON como del nefasto JULIÁN NAZAR MORALES, “El Talibán”.

Seguramente que ARELY MADRID TOVILLA va a regresar al redil tricolor y que sin ser “oraculero”, puedo pensar que antes de que se empiecen a repartir las candidaturas, asumiría la dirigencia del PRI en Chiapas; porque la pijijiapaneca es un valioso activo para las siglas del Revolucionario Institucional. A ver qué opina de esto el pasajero Presidente del CDE del PRI, HÉCTOR AURELIO RÓBELO BÁEZ, quien, hasta donde se sabe, solo es “dirigente temporal”, según lo anunciaron en el acto de relevo del ignorante JULIÁN NAZAR MORALES… A ver qué sucede de aquí a los primeros días de enero de 2021…

Se acabó el mecate… Y ES TODO…